Porcentajes: uso y abuso

La portada de hoy de El País es digna de comentario: dos porcentajes. En uno de ellos el uso es adecuado y en el otro desmesurado y confuso.

Los porcentajes son una herramienta de comunicación potente y forman parte de la competencia matemática imprescindible para la ciudadanía de un país libre. Pero según el contexto -en lugar de ayudar- distorsiona.

Así, que los talibanes campen a sus anchas por el 72% del territorio es una noticia clara y comprensible. También es una noticia que obliga a reflexionar.

Que Martínsa inflara parcelas un 19000% es confuso y –sin dejar de ser verdad- exagera algo que es escandaloso sin necesidad de llegar a tanto. Es más claro decir simplemente que Martínsa multiplicó el valor de alguna parcela por casi 200. Si después continuamos leyendo vemos que el patrimonio de suelo debe ser minusvalorado en total un 30% y no dividido por 200.

El País incurre pues en dos falacias matemáticas: aplicar porcentajes donde es mejor usar otra expresión y confundir extremo con media. Los titulares matemáticamente confusos nos obligan a leer noticias que no nos interesan a los que no somos acreedores ni compradores de Martínsa, pero que si nos preocupamos por  la información veraz.

Anuncios

Acerca de angelrequena

Profesor jubilado de matemáticas
Esta entrada fue publicada en Didáctica, Matemáticas y sociedad y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s