Los madrileños suspensos, ¿solo ellos?

Se convierte -como PISA- en asunto de escándalo y primera pagina. Se adelanta una solución: segregar, sorprendente bálsamo para todo.

Si el 70% de los alumnos de tercero de secundaria suspenden la prueba especial que inaugura la Comunidad de Madrid, la reflexión y preocupación sobre el hecho debería llevar a tomar medidas de futuro con respaldo técnico.

Una vez más, lejos de lo razonable, nos podemos encontrar con una nueva frustración: ni se diagnostica ni se actua.

Mientras, la Comunidad de Madrid empezará el curso con sus tres horas (de 50 minutos) en tercero. ¡Se ve que les preocupa la formación de sus alumnos!

No hay soluciones mágicas, el asunto es complejo. La matemática no puede competir con la subcultura trivializada al uso; por más que hagamos atractiva y estimulante nuestra materia no podemos estar al nivel de la sociedad del espectáculo. Pese a las derrotas, debemos y vamos a seguir intentándolo, con o sin apoyo de la administración: es un asunto de salud democrática.

Anuncios

Acerca de angelrequena

Profesor jubilado de matemáticas
Esta entrada fue publicada en Didáctica, Matemáticas y sociedad. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s